sábado, 29 de mayo de 2010

Sucede que a veces me canso. Me canso de muchas cosas. Me canso de esperar(le), de escuchar el tictac del reloj, de las miradas vacías, de las palabras sin sentido, de los besos embusteros y de las caricias a destiempo. Sucede que a veces me canso y un suspiro se convierte en algo interminable. Cuando me canso parece que no encuentro mi camino, que no veo la luz al final, que las espirales invaden mi espacio vital (y me dejo caer en ellas). Sucede que a veces me canso de este pulso a la vida, de perder las esperanzas en desagües olvidados, de no recibir cosquillas. Me canso de vivir esta vida sin mí. De ser una mera espectadora sin ser capaz de convertirme en la absoluta protagonista de mi historia.

Y es que, señoras y señores, sucede que a veces me canso...

4 comentarios:

galicia maravillas 29 de mayo de 2010, 22:30  

Una receta: descanso, y una vez mejor, disfrutar de los buenos momentos:)) biquiñosssss:))

Daniela S. Rain 29 de mayo de 2010, 22:38  

Cansarse es necesario a veces (:

Palm 30 de mayo de 2010, 0:50  

yo a veces tambien me canso.

annaescurriola.es 30 de mayo de 2010, 22:35  

ella también se cansa:
http://habitandonolugar.blogspot.com/2010/05/encerrada-en-la-geometria.html

me gustó mucho tu blog.
te sigo!