Lo que me gusta de Madrid

jueves, 2 de febrero de 2012



La primera vez que estuve en Madrid fue cuando tenía 11 años. Cuando nos volvíamos en coche después de un fin de semana estupendo, le dije a mi padre "papá, algún día viviré aquí". Me sonrió y respondió: "lo sé". Han sido varias veces las que he querido venirme. Pero no ha sido hasta ahora, 14 años después de aquella primera vez, cuando por fin me he decidido a dar el salto.

Me gusta el metro. Me encanta imaginarme las historias de todas esas personas a las que miro e ignoran que lo hago (o lo saben pero les da igual).
Me encanta sentirme pequeña, muy pequeña, bajo todos esos edificios gigantes.
Me gusta seguir descubriendo cosas nuevas pese a conocer ya tan bien esta ciudad.
Me gusta que aquí el vaho sea de verdad.
Me gusta tener tantas cosas que hacer, tantos proyectos, tantas ideas... que no sepa por dónde empezar.
Me gusta ser una desconocida absoluta.
Me gusta el café del Starbucks.
Me encanta salir cualquier día entre semana y que siempre haya algo que hacer.
Adoro esta sensación que me transmite Madrid de "todo va a salir bien".
Me gusta ver a la gente con bufanda, abrigos, guantes... porque aquí sí es invierno.
Me gusta sentir que no me quiero ir de esta ciudad.

7 comentarios:

dulce de leche en pan tostado 2 de febrero de 2012, 19:40  

Que bello que ames Madrid muchos exitos para ti..

A. Vamp 3 de febrero de 2012, 9:31  

Pues yo nunca he estado en Madrid, tiene que ser enorme y muy bonito. Aunque, la verdad, es que yo soy más de soportar el calor, nunca me ha gustado el frío (ni la humedad.
Ya puestos en el tema, este verano me mudo de Balaguer (un pueblecillo de Lérida, Cataluña) a Antequera, llamada la Ciudad de Arte, en Málaga. Si bien es verdad que allí más de 40 grados en pleno agosto los pillas bien, es un calor menos empalagoso que en Cataluña.
Aún así, me gustaría poder viajar más a menudo por distintos sítios tanto de España como del resto de Europa y el mundo en general.

Me alegro que te encuentres bien en Madrid y, sobre todo, que escribas tan bien. De veras, te felicito (;

Un cálido beso de Vamp.

Forgotten words 3 de febrero de 2012, 21:58  

Que bella entrada y que hermosos los motivos que te han llevado a querer como lo haces a esa ciudad ;) Además lo has hecho de tal forma, que incluso a mi, que a pesar de no tener nada contra Madrid, no me llama la atención nada,ya que lo veo como un agobio constante..se me dibuje una sonrisa en el rostro imaginandome ahí ;)

Tardes Verdes 3 de febrero de 2012, 22:37  

Madrid tiene ese no se qué que te atrapa donde sea que estés.
Ojalá supiera disfrutarlo tanto como tú.

dosmildoce 3 de febrero de 2012, 23:39  

Te gusta de Madrid lo mismo que a mí. Supongo si a los dos nos gusta y no nos conocemos, será que lo tiene...

Muuuy buen blog, un saludo.

R. 5 de febrero de 2012, 19:49  

Me gusta que te hayas venido.

Muak.

Me llaman octubre... 6 de febrero de 2012, 1:27  

madrid es una ciudad que te quiere y te odia a partes iguales. es la pareja perfecta, que no deja nunca que llegue la monotonía.

y a mí me ha gustado encontrarte en esta ciudad, R.